Préstamos a plazos y tarjetas de crédito Préstamos con ASNEF
Préstamos para bodas: ¿Cómo financiar una boda en España?

Préstamos para bodas: ¿Cómo financiar una boda en España?

Una boda supone el día más especial en la vida de una pareja protagonista, así como de todos sus allegados. Es un momento de júbilo, una celebración única donde se alcanza un nivel máximo del amor entre dos personas. Por ende, huelga decir que es importante que todo sea perfecto en un evento de tales dimensiones y no se escatimen en todo tipo de gastos: vestidos, trajes, banquete, local, personalización… Es por esto por lo que una boda, además de ser una celebración especial, supone uno de los mayores gastos que enfrenta una pareja. Por eso conviene realizar una planificación a conciencia, analizando los fondos disponibles y los servicios a contratar. Por ello, quizá lo más adecuado para algunas parejas sea recurrir a un préstamo para bodas. Pero ¿Quién nos lo puede conceder, y cómo podemos optar a un préstamo así?

¡Toma nota, que te lo contamos ahora mismo!

¿Cuál es el precio promedio de una boda en España?

Antes que nada, para hablar de préstamos hay que saber la magnitud de las cantidades de las que estamos hablando. Pero el coste medio de una boda en España dependerá de diversos factores. Estos factores son muchos y muy diversos; pero existen una serie de factores principales que se relacionan con aquello que, típicamente, encontramos en una boda clásica.

Factores que inciden en el costo de una boda

Comunidad autónoma

Dependiendo de la comunidad autónoma donde se celebre el enlace, el precio de la boda aumentará o disminuirá notablemente. Esto suele venir determinado por la cantidad de invitados que asistirán al evento, así como el precio de los proveedores de servicios para el enlace. La comunidad autónoma más costosa es este aspecto es Castilla La Mancha, con un coste medio de 32.000€, mientras que la comunidad autónoma más barata son las Islas Canarias, con un coste medio de 12.500€.

Lugar de celebración del enlace

El precio no será el mismo si celebramos la boda en una iglesia, un juzgado, un ayuntamiento o una notaría. O, por el contrario, en una localización especial al aire libre como, por ejemplo, el campo o la playa.

Lugar de celebración del banquete

Dentro de la comunidad autónoma hay cientos de lugares dónde celebrar el enlace, ya sea que estén especializados para este tipo de eventos o no. A veces, una pareja desea unirse en matrimonio en algún lugar significativo y celebrar allí su banquete de bodas. Dicho banquete es un factor crucial a la hora de determinar el precio de la boda, ya que puede suponer un gasto de entre 100€ y 130€ por persona, sin contar con el alquiler del espacio y otro tipo de gastos añadidos, como photocall, barra libre y otros.

Número de invitados

Las bodas pueden ser más íntimas o concurridas, dependiendo del deseo de la pareja protagonista. Lo más habitual es que en una boda se invite a un número significativo de personas entre familiares y amigos por ambas partes, así como compañeros de trabajo o de ocio, sobre todo para costear el cubierto del banquete. De esta manera, de media, una boda en España cuenta con 130 invitados aproximadamente. Y como es lógico, cuanto más invitados, más cara será la boda.

Época del año

Algunas épocas del año son más idóneas para celebrar una boda que otras, por lo que la demanda aumenta y los precios suben. La temporada baja abarca los meses de diciembre, enero y febrero, y puede ahorrarnos hasta un 20% de dinero del que gastaríamos si decidimos casarnos en temporada alta, cuando las temperaturas son más cálidas y el clima más propicio y calmado. En este sentido también es importante el día de la semana, ya que casarse un viernes, por ejemplo, puede reducir el importe del menú del banquete de boda en un 10%.

Estilo de la boda

Desde hace unos años, es tendencia realizar bodas temáticas, donde todos los elementos se complementan a la perfección para crear un ambiente concreto. Bodas vintage, hippies, urbanas, rústicas, e incluso de temáticas más cerradas como una película famosa o un videojuego. Cada pareja es un mundo, y las posibilidades son infinitas; pero, hay que tener en cuenta que una boda tematizada requiere un presupuesto mayor.

Vestidos y trajes para el enlace

De todo lo que nos encanta de las bodas, entre lo que más nos gusta se encuentra el vestido de novia, así como el traje del novio. La pareja protagonista quiere lucir espectacular en su día, y no es para menos. Pero hay que tener en cuenta que, dependiendo del estilo del vestido y de la marca, se puede oscilar entre los 500€ y los 15.000€, sin contar con los complementos como zapatos y joyería. Y lo mismo ocurre con los trajes, que oscilan entre los 600€ y los 1.800€. Especial atención también si en el enlace se va a contar con dos vestidos de novia o dos trajes.

Viaje de luna de miel

Aunque no forma parte de la boda, es un gasto a tener en cuenta. Muchas parejas optan por viajar a destinos internacionales, pero los destinos nacionales nos pueden ahorrar un 16%.

Estos son los factores principales, pero se incluyen otros factores secundarios como son la peluquería, complementos, posible transporte para los invitados, música y DJ, música en directo, barra libre, decoración de mesas para el banquete, ramo de flores, tarta nupcial, regalos para los invitados, entre otros.

De este modo, teniendo en cuenta estos factores (y tantos otros, dependiendo del enlace), podemos calcular que una boda típica en España cuesta, de media, 20.000€.

¿Cómo financiar nuestra boda?

Visto que, de media, una boda cuesta 20.000€, es un gasto para el que quizá convenga solicitar un préstamo. Sobre todo, porque en España no se pueden hacer pagos en efectivo de más de 1.000€, por lo que muchas veces es preferible recurrir a una tarjeta de crédito. Sin embargo, no solemos tener mucha información respecto a las distintas formas en las que se puede financiar una boda.

Pero los préstamos para bodas existen, ya que es la celebración que se financia más comúnmente, por lo que en el mercado actual encontramos diversas alternativas y préstamos específicos para esta clase de eventos, que podremos utilizar para pagar los gastos del enlace. Si decidimos solicitar a un préstamo para bodas, hay que tener en cuenta que entre la pedida de mano y el enlace, no suele pasar mucho tiempo; además, hay que realizar diversos desembolsos por adelantado de cara a reservar locales, comprar vestido y trajes o imprimir las invitaciones. Además, devolver el préstamo no será difícil ya que en las bodas se suele recuperar parte del capital invertido, a veces incluso la totalidad, gracias a los regalos y las aportaciones de los invitados.

Muchas entidades tienen en cuenta la importancia de una boda, y han llegado a crear apartados específicos para bodas en sus solicitudes de préstamos, que incluso, podemos estudiar con un simulador de préstamo en sus páginas web. Algunas de las mejores entidades para solicitar un préstamo para bodas son las siguientes:

Préstamo personal de ING Direct

Este préstamo de ING Direct, está orientado a celebraciones, así que es perfecto para financiar nuestra boda. Con un 5,95% de TIN (Tasa de Interés Nominal) (6,11% TAE, Tasa Anual Equivalente), podemos solicitar un mínimo de 6.000€ y un máximo de 60.000€, a devolver en un plazo mínimo de 12 meses y máximo de 84 meses. No tiene comisiones ni es necesario abrir una cuenta corriente en la entidad para solicitarlo. Se puede solicitar vía online, en oficinas o por teléfono.

Préstamo Ibercaja Directo

La institución financiera Ibercaja ofrece este tipo de crédito llamado: Préstamo Ibercaja Directo;  está especialmente orientado a gastos e imprevistos y puede devolverse en 8 años desde su concesión. Con un 5,9% de TIN (6,06% de TAE), podemos solicitar entre 150€ y 60.000€ a devolver en un mínimo de tres meses y un máximo de 96 meses. No tiene comisiones ni es necesario cambiar de banco para solicitarlo. Se puede contratar online, por teléfono o en las propias oficinas de Ibercaja.

Préstamos Celebraciones de Cetelem

Cetelem ha creado un préstamo exclusivo para celebraciones, perfecto para financiar nuestra boda. Con un 6,95% TIN (7,18% TAE), este préstamo nos permite solicitar un importe mínimo de 10.000€ y máximo de 50.000€, a devolver en un plazo mínimo de tres meses y máximo de 96 meses (8 años). Se contrata exclusivamente vía online y no tiene comisiones.

Préstamos para Bodas de BBVA

BBVA cuenta con un préstamo específico para bodas que se mueve en una horquilla que oscila entre los 3.000€ y los 75.000€ para financiarla. Si queremos solicitar este préstamo, como pareja debemos corroborar la solvencia económica exigida por la entidad para asegurar que podremos devolver el dinero sumado a los intereses generados.

¿Y si queremos pedir un préstamo con ASNEF?

Pedir un préstamo con ASNEF a cualquier entidad puede ser difícil, ya que pertenecer a una lista de morosidad se considera un motivo excluyente en muchos bancos a la hora de conceder un préstamo. No obstante, algunas entidades no lo consideran un factor de riesgo y estarán encantados de conceder el préstamo igualmente.

Por ejemplo, en la página web de Creditocajero nos ofrecen la posibilidad de solicitar microcréditos; son válidos incluso para quienes estén en las listas de morosidad de ASNEF. Estos microcréditos ofrecen mucha flexibilidad, si bien su importe no es excesivamente elevado, pero pueden servir para costear complementos de la boda o situaciones imprevistas.

Pagar con tarjeta de crédito: La otra alternativa

Ya hemos mencionado que no podemos pagar en efectivo más de 1.000€ en España; esto es debido a la medida antifraude del gobierno español la cual entró en vigencia recientemente rebajando la cifra anterior de 2500€ a solo  1.000€ para impedir el blanqueo de capitales. Por este motivo, muchas parejas optan por pagar su boda con tarjeta de crédito. Sin embargo, sigue siendo un coste muy alto. Pagar a plazos una boda, o parte de ella, con una tarjeta de crédito supone un tipo de interés superior al de los préstamos personales, pero sí pueden ser útiles estas tarjetas de crédito para costear gastos adicionales de la boda.

Es recomendable seguir una serie de consejos si queremos utilizar nuestra tarjeta de crédito para financiar nuestra boda sin arruinarnos en el intento:

  • Lo ideal es escoger una tarjeta de crédito con un tipo de interés bajo, ya que cuanto menor sea el TIN, menores serán los intereses devengados y, por ende, menos abultadas serán las cuotas.

  • Algunas tarjetas de crédito nos devuelven parte del importe de algunas compras que realizamos con ellas; normalmente de las que se abonan a plazos. Esta oportunidad es idónea para aprovechar estas bonificaciones en compras ya que, aunque los intereses superen la bonificación, puede suponer un ahorro significativo.

  • Por último, una opción para tener en cuenta es pagar una cuota alta y reducir el plazo. Alargar la devolución no siempre es la opción más preferible ya que, aunque parezca la más lógica, alargar el plazo supone aumentar los intereses. Así, es recomendable actuar justo al revés, ya que, cuanto mayor sea el tanto por ciento de la deuda a pagar mensualmente, menos se alargará el plazo de devolución y, de este modo, más barata resultará la financiación.

Como vemos en España hay diversas formas de financiar la boda de nuestros sueños. Sólo hay que saber bien las opciones que tenemos a mano, analizar la que mejor se adapte a nuestras necesidades y planificar bien todo lo relacionado con el enlace para poder, así, vivir un día inolvidable y perfecto como ningún otro.

Opiniones sobre préstamos para Bodas

Ricardo Lanza
5
2019-10-20

El secreto de hacer de la boda una inversión está en la capacidad de negociación para poder comprometer los servicios tan anticipadamente como se pueda, pero teniendo el dinero; En nuestro caso nos repartimos la solicitud: Yo pedí una parte en BBVA y mi esposa la obtuvo del préstamo Naranja de ING. Para nosotros:PLANIFICACION FUE LA CLAVE.

Julia Morales
4
2019-10-11

Fue nuestra primera decisión difícil como futura pareja, pues asumir el gasto de la boda como la primera deuda del matrimonio, no parece inteligente o de buen augurio; nosotros nos decantamos por el Préstamo para Bodas (Celebraciones) de Cetelem, pues ofrece una buena tasa y hasta 8 años para pagar. Es muy útil usar el simulador para calcular la cuota.

Grecia Rosales
5
2019-10-06

Si quieren un buen lugar para sacar su préstamo de boda, el mejor es el de ING por todas las ventajas que tiene: La primera, es que no necesitas cuenta bancaria con ellos, tampoco te obligan a domiciliar el pago con la nómina ni adquirir otros productos financieros de ellos. Por supuesto, no hay pago por comisiones de nada. Nosotros lo hicimos con ING.

Raúl Olavarría
4
2019-09-30

No teníamos fondos propios para afrontar el casamiento y acudimos a Ibercaja con el préstamo directo; Luego de realizar un presupuesto a conciencia, lo solicitamos por un monto de 45.000 a un plazo de cinco años (aunque dan 8) sin embargo, esperamos recoger buena parte con los aportes en efectivo y pagamos anticipadamente, sin comisiones.

Concepción Moreno
4
2019-09-25

En particular, gracias al BBVA pudimos llevar adelante y sin contratiempos nuestra boda en mayo pasado en Madrid; las ventajas que ofrecen son atractivas y en general las condiciones son manejables. Tienen hasta 75.000€ de límite que, bien pensado, no los llegas a necesitar.

Nuria Sánchez
3
2019-09-14

Financiar con tarjeta de crédito sería sencillo si tienes un límite alto y además, no tienes deuda ni consumos con ella. Lo ideal es que se reúnan varias tarjetas con disponible de al menos mil euros; por ejemplo, entre el novio, la novia y los padres de ambos, lo menos pudieran reunirse 4.000€.

Teresa Cortés
4
2019-09-27

Organizaba la boda de mi hermana y con esta información me han dado el empujón de ánimo para no renunciar. Me traía estresada la idea de no tener dinero ni mucho menos saber estos secretos para financiar la boda. Gracias